Artículos

Déficit Atencional e Hiperactividad en adultos

Cuando los niños terribles crecen

Las dificultades en la concentración e imposibilidad de organizarse pueden ser síntomas de ADHD, un trastorno que empieza en la infancia y afecta al 5% de los adultos. Los laboratorios apuntan a este grupo con nuevas drogas.

Es fácil identificarlos en una organización o empresa. Hablan y se mueven rápido, hacen muchas cosas al mismo tiempo, son impacientes e incapaces de escuchar a su interlocutor, excepto que el tema los apasione. Suelen ser creativos y muy competentes en su área específica, pero la contracara de esto es que les cuesta trabajar en equipo y cumplir a tiempo con las consignas. Son los adultos con ADHD (del inglés Atention Deficit e and Hyperactivity Disorder), ex niños terribles devenidos en mayores con problemas. Hasta hace un tiempo se creía que el ADHD, o deficit atencional, era cosa de chicos (de un 4 al 8%lo padecen). Pero hoy se sabe que el 70% arrastra el problema más allá de la adolescencia, con lo que el trastorno afectaría a un 5% de los adultos. "Son personas que postergan, les cuesta hacer trabajos de papaleo, su vida es totalmente desorganizada y pierden los estribos con facilidad", describe el psiquiatra Claudio Michanie, director del Centro de Estudios de las Dificultades de Aprendizaje y Conducta (CEDAC). Investigaciones realizadas en Estados Unidos determinaron que quienes padecen este trastorno tienen -a igual coeficiente intelectual- cinco veces más problemas para completar una carrera. También presentan un índice más alto de divorcios y son más susceptibles a la depresión, ansiedad y accidentes de tránsito o laborales. DESORDEN QUíMICO. Más allá de considerarse como un rasgo de conducta, "este trastorno obedece a un desequilibrio entre noradrenalina y dopamina, dos neurotransmisores a nivel cerebral", explica el psiquiatra Jorge Rovner. Tanto en niños como en adultos, el tratamiento incluye psicoterapia y medicación. Esta última fue objeto de innumerables controversias, pero bien aplicada es de una ayuda invalorable. Hasta ahora no existía un tratamiento específico para adultos, a los que se solía medicar con antidepresivos y estimulantes. Pero a fines de octubre se aprobó en Estados Unidos una nueva sustancia específica, denominada amoxetina. Su mecanismo de acción es absolutamente novedoso: aumenta las concentraciones de los dos neurotransmisores involucrados en el mantenimiento de la atención y el control de los impulsos, y además sólo requiere una toma diaria, con lo que facilita la adhesión al tratamiento. El nuevo fármaco será lanzado en marzo en la Argentina por laboratorio Eli Lilly, descubridor de la molécula, y su par nacional Gador, con el que realizó un convenio. El ADHD afecta a todas las esferas de la vida de una persona: desde lo académico y laboral hasta lo familiar y social. De ahí la importancia de contar con tratamientos eficaces para controlarlo.

GABRIELA ENSINCK

Artículo publicado en la Revista FORTUNA - Economía y Negocios - el 29 de diciembre de 2003.

Estamos en:

twitter

 

 

Foro de la Asociación